Juana Catalina Cascardo

 

MI SENTIR A ESTA EDAD Y EN MIS CIRCUNSTANCIAS ACTUALES

 

INFINITAS SOLEDADES

 

Eso siento.

En este “Día de la Madre”.

La que soy, o quizá, la que fui.

Infinitas soledades

Soledad de ausencias

Soledad de distancias

Soledad de indiferencias

Incomprensión

Silencios…

 

Ausencia de quien transformara

A una adolescente ingenua, crédula

En una mujer compleja

Transfigurada

Por la maternidad soñada

De felicidad inigualable, única;

Pero creadora de inquietudes,

Ansiedades, miedos

Ante seres indefensos

Puestos en un mundo trastornado

De conflictos, incertidumbres,

Problemas insolubles.

 

Ausencia de quienes me procrearon.

Del vientre que me contuvo.

Del lazo que me trajo a la vida.

 

Soledad de distancias

Que desvelan, que angustian,

Que atrapan en inexplicables mutismos.

Soledad de indiferencias

Que se traducen

En gestos hostiles

En horas de hastío.

Soledad de incomprensión

Frente a realidades irreversibles

Que el tiempo trae consigo.

Silencios prolongados, profundos,

Que se extienden sobre recuerdos

Vivencias compartidas.

 

  El “Día de la Madre”, en este instante

De mi vida

Es apariencia, cultura, costumbre,

Publicidad, consumismo, ceremonia, rito.

Una cáscara vacía de contenidos

Que sin embargo llena

Aunque más no sea de lágrimas

Mis mejillas curtidas

Por racional consuelo,

Adaptación al mundo moderno

Espera…

 

JUANA C. CASCARDO

En La Plata, 12 de Octubre de 2010